UA-114415166-1

LA IMPACTANTE IMAGEN QUE EVIDENCIA A UN GRUPO DE HAITIANOS EN SITUACIÓN DE CALLE EN ESTACIÓN CENTRAL

Pareciera que hay una clara falla en los organismos que deben controlar esta situación.

Reportajes Alejandro Bidasoa 22 de febrero de 2018
21314528_1502453869793324_3044477840469483334_n
DWcdQ76XkAAmSDl

 Iván Pino Ruiz‏ @ipinoruizSeguirSeguir a @ipinoruiz

"Esta es la tragedia humanitaria q importó Bachelet y jesuitas: haitianos durmiendo en la calle, en Alameda, esta importación d pobreza y problemas sociales no tiene perdón, y aún falta el invierno que será terrible en regiones extremas"

¿Dónde está el control migratorio?

Es la pregunta que se han hecho muchos chilenos ante el explosivo aumento de los inmigrantes a territorio nacional. La mayoría ingresa como turistas, pero al momento de regresar a sus países de origen, no se presentan en el aeropuerto, quedando como inmigrantes “Ilegales” o indocumentados.

¿Qué dice la Ley de Extranjería?

Artículo 15.- Se prohíbe el ingreso al país de los siguientes extranjeros:

2.-Los que se dediquen al comercio o tráfico ilícito de drogas o armas, al contrabando, al tráfico ilegal de migrantes y trata de personas y, en general, los que ejecuten actos contrarios a la moral o a las buenas costumbres.

4.- Los que no tengan o no puedan ejercer profesión u oficio, o carezcan de recursos que les permitan vivir en Chile sin constituir carga social.

5.- Los que sufran enfermedades respecto de las cuales la autoridad sanitaria chilena determine que constituyen causal de impedimento para ingresar al territorio nacional.

Artículo 44.- Considérense turistas los extranjeros que ingresen al país con fines de recreo, deportivos, de salud, de estudios, de gestión de negocios, familiares, religiosos u otros similares, sin propósito de inmigración, residencia o desarrollo de actividades remuneradas.

Todo turista deberá tener los medios económicos suficientes para subsistir durante su permanencia en Chile, circunstancia que deberá acreditar cuando lo estime necesario la autoridad policial.

Los turistas podrán permanecer en el país hasta por un plazo de 90 días, prorrogable por un período igual en la forma que determine el reglamento. En casos excepcionales, cuando se aleguen y prueben motivos de fuerza mayor, se podrá conceder una segunda prórroga por el tiempo que sea estrictamente necesario para abandonar el país.

 

Te puede interesar