UA-114415166-1

JOVEN HUALAÑECINO CONTAGIADO CON COVID-19 EN PLANTA DOLE TERMINÓ SU CONFINAMIENTO PERO NO SABE SI ESTÁ SANO

Protocolo de alta de SEREMI no aclara la situación

Locales PrensaHuala 12 de junio de 2020
2020.04.13_ALTA-DE-CUARENTENA

Es el caso del joven Bastián Ramírez, quien a fines de mayo fue diagnosticado como positivo de COVID-19 y que ayer jueves cumplió el confinamiento de 14 días, pero que no ha recibido llamado de ninguna autoridad sanitaria para verificar su estado de salud y, por ende, asegurar que está sano y proceder con el alta.

El caso de Bastián puede resultar emblemático, pues pertenece al grupo de hualañecinos que se contagiaron en su trabajo de la planta Dole de Lontué, en donde laboraban como temporeros.

En entrevista realizada en el programa “A40 Zona Urbana” de radio Nuestra, Bastián Ramírez transparentó su situación, por su bien y por el bien de la comunidad, como él mismo lo dice.

Señaló que su salud estaba bien y que durante su confinamiento no sufrió mucho los síntomas de esta enfermedad, sin embargo, mantiene dudas acerca de su condición, es decir, si es que todavía tiene o no el covid - 19.

 “La SEREMI se comunica conmigo el día siguiente que me hago el test PCR aquí en el hospital chileno-japonés de Hualañé.

La SEREMI, con un funcionario,  constantemente verificaba si estábamos cumpliendo la cuarentena. Pero una vez que terminó mi cuarentena, la SEREMI no me ha llamado, cosa que me extraña y me parece una irresponsabilidad. No me han notificado cómo es el proceso de dar el alta.

A mí me preocupa estar bien, no he presentado mayores síntomas y posiblemente pueda estar recuperado, pero no se me ha hecho un examen científico, un examen profesional para acreditar si efectivamente soy o no aún portador del virus.

Por lo tanto, llegar y tomar la decisión de que se me dé el alta, porque en 14 días no he presentado síntomas, me parece una irresponsabilidad por parte de la autoridad sanitaria y más aun conociendo que hay muchos casos que son asintomáticos.

Yo igual tengo temor, no por mí, sino de producirle problemas a otras personas que eventualmente podrían relacionarse conmigo.”, señaló.

Finalmente, Bastián Ramírez agregó que junto a otros compañeros de trabajo afectados por el covid - 19 y que se contagiaron en la planta Dole de Lontué, están estudiando iniciar acciones legales en contra de esta frutícula.

 

 

Te puede interesar